Skip to content

Elegir bien el calzado de bebé

¡Buenos días familias!

Esta semana os queremos hablar de lo importante que es elegir bien los zapatos de nuestros hijos. La semana pasada asistimos a la Jornada de Calzado infantil, saludable y sostenible que organizó INESCOP junto con FICE, y francamente no traemos muy buenas noticias. A esa jornada acudió entre otras muchas charlas, Roberto Pascual, un podólogo infantil, que nos explico lo mal que calzan nuestros hijos/as. Y descubrimos que hasta los 8 años los pies de niños y niñas no empiezan a parecerse morfológicamente a los de un adulto, con lo cual no deberíamos ponerles calzado de adulto hasta esa edad, ya que estaríamos interfiriendo negativamente en su desarrollo. Cuanto mas pequeños son, mas influencia ejerce sobre ellos el calzado que les pongamos, y si no es adecuado esa influencia es negativa. Por ejemplo, el calzado tradicional de serie, en bebes que empiezan a caminar, puede producir que cierren la marcha del pie hasta 5 grados, es decir caminan con las puntas hacia dentro.

Averiguamos también que cuanto más pequeños/as sean, más flexibles tiene que ser su calzado, sin contrafuertes o que estos sean muy flexibles, sin amortiguaciones, para que se desarrolle la almohadilla plantar, con hormas rectas (este punto es muy conflictivo y complicado dentro de la industria) para que no marchen con las puntas hacia dentro y sin arco interno, para que desarrollen bien todos los músculos y tendones… en fin, que si nos ponemos a buscar un calzado con todas estas características no lo vamos a encontrar… el que tiene una cosa no tiene la otra… como conclusión de la jornada os diré que la industria del calzado infantil tiene aun muchas tareas por delante para poder normalizar un calzado seguro para nuestros peques, y nada es imposible si se tiene voluntad.

Pero no todo son malas noticias, porque mientras nos tomábamos un café en el descanso tuvimos la oportunidad de hablar con el sobre nuestro proyecto BABY LOBITOS, ya sabéis que somos una empresa que hacemos calzado de bebe de suela blanda, para bebes no caminantes, y estamos muy concienciados sobre la seguridad de nuestros peques y sobre todo lo que tenga que ver con proteger sus pies y su desarrollo. Nos dijo, cosa que ya sabíamos, que los bebes como mejor se desarrollan es con los pies descalzos, y siempre que se pueda así deben ir. Pero también es y somos conscientes que no siempre pueden ir descalzos, por múltiples factores, pero sobre todo por el frio, los bebes pierden mucho calor por las extremidades, cabeza, manos, pies, sobre todo los recién nacidos. Y en inviernos muy fríos debemos proteger bien los pies de nuestros bebes. Después de ver nuestros zapatitos, dijo que eran la mejor opción si no pueden ir descalzos, ya que están hechos con suela recta (sin pie derecho o izquierdo) para no modificar la trayectoria del pie, son 100% flexibles, adaptándose el zapatito al pie y no al revés, no tienen amortiguaciones ni contrafuertes ni arco interno, y además están fabricados respetando el medio ambiente y sin agentes tóxicos para la piel. Y nosotros felices. Felices por haber creado un producto tan respetuoso con el desarrollo de nuestros bebes, es lo más parecido a ir descalzo cuando no se puede ir descalzo.

SI TE HA GUSTADO, COMPARTELO…. FELIZ SEMANA! MUAAAAAAA!

¡Comparte este post!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email

Sigue descubriendo Lobitos World...

Día de la Tierra

¡Hola familias! ¿Cómo estáis llevando el confinamiento? Imagino que como todos… como podemos, cada cual con sus propias circunstancias, dramas y alegrías… pero todos tenemos

Leer más »

Guía de tallas

Lobitos

cm

Edad

15

7 cm

New born

16-17

9-10 cm

0 a 4 meses aprox

18-19

10-11 cm

5 a 9 meses aprox

20-21

11-12 cm

10 a 12 meses aprox

22

13-14 cm

12 a 15 meses aprox

¿Cómo medir el pie?

Estas medidas corresponden a la plantilla extraíble, ten en cuenta que la capacidad del calzado es un poco mayor, tanto de largo como de ancho. También puedes descargar más abajo e imprimir, una plantilla a escala para que te sea mas fácil la medición.

 Coloca una hoja de papel en el suelo, coloca el pie de tu bebé sobre la hoja, dibuja la silueta de su pie con el bolígrafo recto, mide la silueta de largo (desde el dedo mas largo al talón) y ancho (por los metatarsos).

Para marcha debutante o primeros pasos : añade a las medidas del pie, entre 0.8 y 1 cm al largo y 0.3mm al ancho y elije la talla que quede más cerca.

Para marcha establecida: añade a las medidas del pie, entre 1 y 1,2 cm al largo y 0.3mm al ancho y elije la talla que quede mas cerca.

Deberás medir los 2 pies, pues uno es habitualmente más largo que el otro. Debes quedarte con la medida superior.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad
Abrir chat